Diseñado para: recuperar el cuerpo olvidado y disponer tu inteligencia emocional al servicio de tu salud. Puede realizarse en propuesta grupal o en sesión individual.

Esta es una experiencia donde se usa la mirada creativa y reflexiva, no la terapéutica ni médica. Los  participantes que  requieran tratamiento o supervisión deberán ser tratados por terapeutas especializados.

Objetivo: conseguir abrir una puerta hacia la mejor versión de todas tus saludes.

Cómo: Viajecito de 3 horas de duración ( 2h en sesión individual), donde la propuesta se divide en tres partes:

1.- Reflexión activa para distinguir entre los hábitos que te cuidan y los hábitos que te dañan, lo que te acerca o te aleja de la mejor versión de todas tus saludes.

2.- Relajación profunda para invocar a la claridad mental y disponer el acceso a los máximos recursos propios. Utilizar el poder de regeneración que toda persona posee.

3.- Escucha al cuerpo, al corazón y a la vida para rediseñarnos a través de la reflexión y la creatividad propia en mayor coherencia hacia uno mismo y poder distinguir entre qué/quién nos fortalece y qué/quién nos debilita.

Herramienta básica: la inteligencia emocional la cual se divide en:

  • inteligencia emocional intrapersonal
    • Autoconocimiento: para tomar consciencia de nuestras fortalezas y debilidades, estados de ánimo, emociones e impulsos
    • Autocontrol: para  responsabilizarnos de lo que sentimos y lo que hacemos,  autoregularnos y  pensar para actuar adecuadamente
    • Automotivación: para establecer nuestra atención en los objetivos en vez de en los obstáculos y mantener la perseverancia necesaria
  • inteligencia emocional interpersonal
    • Empatía: para entender las necesidades, sentimientos y conflictos con los demás, para responder correctamente a sus reacciones emocionales
    • Habilidades sociales: para poder tratar y comunicarnos con los demás adaptativamente. Como talento sería persuadir o influir en los demás

Mi objetivo en la vida es ser feliz y mi decisión es inspirar a otr@s a serlo. Disfrutemos el camino hacia la utopía, con la mirada al cielo pero con los pies en la tierra.

Search